¡Navidad! ¡Navidad! ¡Dulce Navidad!…   

¡Me encanta la navidad! La nieve, el olor de la tierra húmeda, el de la leña quemada, el olor de palomitas los domingos de sofá, manta y peli, las croquetas de amama… y por supuesto ¡¡los regalos!!  

¡Y este es uno de ellos!. El Olentzero, que es el que deja regalitos por las casas la víspera de Navidad en el país vasco, nos regalo un #minaexperience en la Navidad del 2015.  

Y la verdad es que… fue una “experience” increíble.  

El MINA, es un restaurante gastronómico situado junto a la Ría de Bilbao, con vistas privilegiadas hacia el mercado de La Ribera y la iglesia y puente de San Antón.   

El comedor es muy cálido y familiar, en él solamente se sirven a 25 comensales por servicio para así, poder cuidar todo con el máximo detalle y con total dedicación.  

Al hacer la reserva, nos dieron a elegir entre comer en las grandes mesas ovaladas con vistas a la Ria a través de los grandes ventanales, o comer en la preciosa barra de roble, desde la que presenciar con todo detalle lo que ocurría en la cocina. Y nosotros, amantes de la cocina, nos decantamos por esta ultima opción.